¡ALTO A LA DESTRUCCIÓN DE LA AMAZONíA!

Compartimos el comunicado del Movimiento de Afectados por Represas en Latinoamérica (MAR) - A 28 de Agosto 2019 >>Descargar comunicado en pdf<< 

 

El Bosque Tropical más grande del planeta se encuentra en llamas gracias a las irresponsables actitudes y políticas del actual gobierno del Presidente Jair Bolsonaro. El pulmón más grande del planeta con 5.5 millones de kilómetros cuadrados y de la más alta biodiversidad del mundo no solo vive una deforestación a ritmos acelerados sino que además los intereses de las empresas madereras, de agronegocios, de proyectos mineros y la construcción de grandes represas, entre otros megaproyectos, la están acabando. Todo ello pese a que los pueblos originarios de Brasil resisten día tras día para evitar la destrucción de sus territorios y ayudar a la preservación de nuestra vida en el planeta. La lucha incansable de los pueblos indígenas de la Amazonía conlleva una fuerte criminalización contra ellos.

Los incendios de hoy en la Amazonía agudizarán el Cambio Climático y repercutirá en el ciclo del agua, en los patrones de precipitación y evapotranspiración. Los extremos climáticos ya se registran cada vez con mayor intensidad, desde sequías y grandes inundaciones. Sin embargo, los gobiernos siguen con sus simulaciones ambientales, sin tomar medidas radicales y contundentes, y favoreciendo la ambición de las grandes corporaciones al pintar de verde su depredación ambiental.

Este ecocidio que vive la Amazonía hará todavía más insustentable a las gigantes represas hidroeléctricas que operan en la región, además acumularán mayores cantidades de azolves por el arrastre de sedimentos de territorios devastados por los incendios. Bosques que según algunos científicos podrán terminar en enormes sabanas, con mayor extensión de territorios para la ganadería extensiva, y con grandes extensiones de monocultivos agroindustriales, entre otras mega inversiones que destruyen las selvas.

El Presidente Jair Bolsonaro debe ser juzgado por este ecocidio de la Amazonía, por el crimen contra humanidad y la violación a los derechos de los pueblos originarios. Pero también las grandes corporaciones y gobiernos que impulsan, favorecen y se enriquecen del modelo extractivo depredador de nuestra Madre Tierra violando sistemáticamente los Derechos de la Naturaleza y de nosotros en ella.

¡Alto a la destrucción de la Amazonía!

Firma

Movimiento de Afectados por las Represas en Latinoamérica

MAR BINACIONAL CHIAPAS-GUATEMALA


>>Descargar comunicado en pdf<<

Imagen:  La temporada lluviosa en el Amazonas, en general, comienza a fines de septiembre. Reuters - Milenio